Está usted en: Noticias -> Actualidad

Gran avance en la protección social de la discapacidad

Convenio Especial de Seguridad Social para trabajadores con discapacidad

El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) considera un “gran avance” en la protección social de la discapacidad la aprobación por el Consejo de Ministros, a propuesta del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, del convenio especial de seguridad social de trabajadores con discapacidad con especiales dificultades de inserción laboral.

El Gobierno ha adoptado un real decreto para extender a los trabajadores con discapacidad con especiales dificultades de inserción laboral la fórmula del convenio especial de Seguridad Social con objeto de que puedan cotizar por sí mismos al sistema y generar derecho a ciertas prestaciones.

Una vez entre en vigor este decreto, los trabajadores con discapacidad con especiales dificultades de inserción laboral que estén en el desempleo durante al menos seis meses podrán suscribir un convenio especial con la Seguridad Social, que les permitirá cotizar directamente para cubrir las contingencias de jubilación y muerte y supervivencia.

Esta posibilidad, inexistente hasta ahora en nuestro sistema de Seguridad Social, supone que personas con discapacidad que nunca han trabajado o con períodos de aportación insuficientes para generar prestaciones contributivas, se convertirán en cotizantes y generarán derechos para recibir determinadas prestaciones.

A efectos de este decreto, se entienden como trabajadores con discapacidad con especiales dificultades de inserción las personas con discapacidad intelectual, las personas con enfermedad mental y las personas con parálisis cerebral, con un grado de discapacidad igual o superior al 33%, por una parte, así como las personas con discapacidad física y las personas con discapacidad sensorial, con un grado de discapacidad igual o superior al 65%, por otra.

Esta norma reglamentaria desarrolla un mandato de Ley 27/2011, de 1 de agosto, sobre actualización, adecuación y modernización del sistema de Seguridad Social, aprobada en este punto con un gran consenso parlamentario, que encomendaba al Gobierno la regulación de una nueva modalidad de convenio especial a suscribir por las personas con discapacidad que tengan especiales dificultades de inserción laboral, a efectos de la cobertura de las prestaciones por jubilación y por muerte y supervivencia, previsión que fue acogida por el Legislador a partir de una demanda planteada por el CERMI.

Para el CERMI, la aplicación del convenio especial a determinadas personas con discapacidad representa una mejora “enorme” en materia de protección social para este grupo de población, ya que podrán tener acceso a prestaciones que hasta ahora no podían disfrutar por estar “severamente” excluidas del mercado de trabajo, al encontrarse en situaciones de inactividad permanente o muy prolongada.

El CERMI reconoce a las fuerzas políticas parlamentarias y al Gobierno, en concreto al ministerio de Empleo y Seguridad Social, presidido por Fátima Báñez, el apoyo e impulso que han prestado para que este demanda histórica del movimiento social de la discapacidad sea hoy ya una realidad.