Está usted en: Noticias -> Actualidad

Conferencia sobre la confianza en las mujeres, organizada por la ONCE

El 18% de las españolas con discapacidad sufre violencia de género

En torno al 18% de las mujeres con discapacidad que viven en España sufren malos tratos a manos de sus parejas o exparejas, frente al 10% del resto de la población femenina del mismo país, según los últimos datos del Observatorio contra la Violencia de Género.

Estos datos los ofreció en Madrid Carmen Quintanilla, presidenta de la Comisión de Igualdad del Congreso de los Diputados, en la clausura de una conferencia sectorial sobre la confianza en las mujeres organizada por la ONCE y celebrada en Madrid

En su intervención, Quintanilla alabó también el papel desempeñado por la ONCE y por su Fundación para mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad y, por tanto, también la de las mujeres.

Como Quintanilla, Carmen Plaza, directora general para la Igualdad de Oportunidades del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, reconoció la labor desempeñada por la Organización Nacional de Ciegos Españoles a lo largo de sus 75 años de historia a favor de las personas ciegas y con discapacidad visual.

Apuntó que el 75% de las mujeres europeas con discapacidad no tienen acceso al empleo, una cifra que, añadió, llega al cien por ciento en el caso de algunos países concretos.

Dijo también la representante del Gobierno que el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha finalizado ya la primera parte del mapa de la discriminación, que está elaborando con el fin de conocer cuál es la situación y de adelantarse a las necesidades existentes en este ámbito.

LATINOAMERICA

Por otra parte, María Gloria Gutiérrez, segunda vicepresidenta de la Unión Latinoamericana de Ciegos (ULAC), afirmó que el 90% de las mujeres ciegas o con discapacidad visual de Latinoamérica han sufrido algún tipo de violencia en su vida. La violencia que sufren las mujeres con discapacidad en Latinoamérica, explicó, puede ser de distinta índole y producirse así en el plano sexual o en el ámbito familiar, entre otros.

Y es que, prosiguió Gutiérrez, las mujeres con discapacidad visual de esta parte del planeta no asumen todavía que son, ante todo, mujeres, personas con derechos que tienen además una discapacidad, pero que también pueden luchar para superarla.

A este respecto, destacó el papel "tan importante" que la ONCE está teniendo en Latinoamérica, donde los niños todavía luchan por conseguir instrumentos básicos de escritura, en lugar de hacerlo por ordenadores, como les ocurre a los pequeños españoles.